Muere Juan Padrón, mito de la animación cubana

0
Juan Padrón

En horas de la madrugada de hoy 24 de marzo, fallecía en La Habana el destacado dibujante y animador cubano Juan Padrón, quien se encontraba hospitalizado desde hace veinte días aquejado de una aguda afección respiratoria.

Su hijo, el cineasta radicado en La Florida, Ian Padrón, lo dio a conocer en un mensaje publicado en su cuenta personal de Facebook. “Gracias por Elpidio Valdés, por los Vampiros en La Habana y sobre todo por ser un padre y esposo tan noble y amoroso. ¡Hasta la vista, compay!”, concluía ese mensaje, en alusión a la frase con que cerraban los episodios de su personaje más famoso, el ingenioso coronel mambí Elpidio Valdés.

Nacido en Matanzas en 1947, Juan Padrón estudió Historia del Arte en la Universidad de La Habana y desde muy joven, en los años sesenta del siglo pasado, se incorporó como dibujante en revistas como Mella, El Sable y Pionero. A principios de los años setenta, comienza su carrera en el departamento de dibujos animados del Instituto Cubano de Arte e Industrias Cinematográficas. De su pluma saldrían los hitos más representativos y populares de la animación cubana, sobre todo el celebérrimo Elpidio Valdés, del que se llegaron a producir más de veinte episodios para la televisión entre 1974 y 2000, además de los largometrajes para cine Elpidio Valdés (1979), Elpidio Valdés contra dólar y cañón (1983) y Más se perdió en Cuba (1995).

Para ambientar escrupulosamente las historias que tienen como protagonista a este oficial mambí, Padrón se dedicó a estudiar profundamente sobre las guerras cubanas de independencia, y como fruto de ese trabajo de investigación publicó el volumen El libro del mambí (1985), una suerte de enciclopedia ilustrada sobre los usos militares independentistas y españoles. Otra de sus obras más populares entre el público cubano es Vampiros en La Habana, largometraje de 1985 que traslada el tema gótico del vampirismo a La Habana de los años treinta. Este filme conoció una secuela, Más vampiros en La Habana (2003). También habría que mencionar su labor como animador de dibujos del célebre caricaturista argentino Joaquín Lavado (Quino), en la serie Quinoscopio, producida en los años ochenta.

Ante la noticia de la muerte de Padrón, no se han hecho esperar las reacciones de sus colegas del mundo de las artes gráficas. Desde los Estados Unidos, el caricaturista cubano Gustavo Rodríguez (Garrincha), expresó: “Padroncito seguirá siendo uno de los mejores historietistas”, a la vez que recordaba que Elpidio Valdés había comenzado como historieta en los años setenta del siglo pasado en la revista infantil Pionero. Y, desde Santiago de Chile, el dibujante Alen Lauzán se pronunciaba así: “Cosas de genios. Hoy murieron dos grandes: Albert (Astérix y Obélix) y Juan (Elpidio y María Silvia) Padrón. Grandes, descansen y gracias”, refiriéndose la muerte en Francia, también ocurrida en el día de hoy, de Albert Uderzo, notable caricaturista de origen belga.


Colabora con nuestro trabajo
Somos una asociación civil de carácter no lucrativo, que tiene por objeto principal la promoción y fomento educativo, cultural y artístico. En Rialta nos esforzamos por trabajar con el mayor rigor profesional en la gestión, procesamiento, edición y publicación de los contenidos y la información. Todos nuestros contenidos web son de acceso libre y gratuito. Cualquier contribución es muy valiosa para nuestro futuro.
¿Quieres (y puedes) apoyarnos? Da clic aquí.
¿Tienes otras ideas para ayudarnos? Escríbenos al correo rialta@rialta.org.
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments