Se agrupan para este archivo de “Las polémicas de Virgilio Piñera” conjuntos de textos relacionados entre sí por citas o referencias, puntuales o generalizadas, de tal naturaleza e intención que permiten identificar a estas agrupaciones como “núcleos polémicos” relativamente autónomos. No es este el momento de exponer los criterios que sostienen con pretensión sistemática la conformación de tales núcleos, de dilucidar su especificidad frente a grupos de textos críticos sobre un mismo tema o documento, con respecto a otras prácticas dialógicas propias de ámbitos diversos de la cultura (académicos, jurídicos, etc.), ni especificar los recursos que permiten acotar estos debates. Aspiramos a dejar satisfecha en los lectores la noción intuitiva no de un texto “polémico” en su singularidad (y los hay especialmente controversiales considerados como tal), sino de una polémica en su despliegue integral.

Con la inclusión de un “Catálogo polémico” a la compilación Virgilio Piñera al borde de la ficción (Editorial UH / Editorial Letras Cubanas, 2015), proponíamos la reconstrucción de las polémicas en las que el autor de “Terribilia meditans” había participado.[1]

A falta de la incorporación –como ahora hacemos– de los textos de otros autores, de no alcanzar a presentar la “realidad” de cada debate –de un modo, no obstante, piñeracéntrico–, la finalidad tácita de ese catálogo podría cifrarse en la exhibición de las heterogéneas identidades bibliográficas de cada núcleo y de la totalidad: la primera de ellas, el encuentro discrepante de dos o más voces en un entonces; mientras, esperábamos, la segunda sustanciara –en su manifestación cuantitativa– la manida afirmación sobre la propensión polémica de la personalidad intelectual de Virgilio Piñera.

De esa propuesta anterior se nutre el presente Expediente, que presenta, además de los piñerianos, los textos motivos y consecuencias que los acompañaran en cada ocasión. Al catálogo previo se le han adicionado documentos y nuevas polémicas. Entre los primeros, algún hallazgo posterior, pero también otros que habían sido excluidos por respetar con celo quizás desmedido un concepto canónico de la polémica. Si en aquella oportunidad afirmábamos: “Fue también necesario contener la seducción de tomar nota de textos a los que Piñera podría haber aludido de forma más velada, aunque no por ello con menos intensidad polémica –como la posible referencia a «Pifanos, Epifanía, Cabritos» […] en «Terribilia meditans… II»”;[2] hoy abandonamos la cautela, persuadidos además de que, en la coexistencia, los rescatados se justifican mejor por sus ecos.

En la concurrencia de textos propios y ajenos se confirma con mayor fuerza la relación epigenética entre esas dos identidades que el catálogo no hacía más que sugerir: la existencia de una voluntad polémica en Virgilio Piñera, sostenida en el tiempo y trascendente a sus estridencias ocasionales, experimentadas en staccato. Pero no sólo sirve este archivo a los fines biográficos, pues su pluralidad contribuye también, así sea parcial o insularmente, a exponer motivos de una época, algunos de ellos acentuados por el vitriolo polémico.

A pesar de la capacidad de las polémicas para condensar tendencias y estremecimientos de una época sobre temas diversos por varios autores, no es frecuente el esfuerzo de presentarlas integralmente. Antológica es la publicación por la Editorial de la Universidad de La Habana, en su Biblioteca de Autores Cubanos, entre 1946 y 1948, de los varios tomos de La polémica filosófica, que tuvo como protagonista a José de la Luz y Caballero en la primera mitad del siglo XIX.[3] De este mismo año 2020 es La civil discrepancia, donde Carlos Espinosa ha compilado la nutrida bibliografía de los textos polémicos de Jorge Mañach, a la espera de que sea completada por los de sus desafectos.[4] Con la publicación de este Expediente “Las polémicas de Virgilio Piñera” servimos esa tradición, que tal vez parezca bastarse con seguir pautas bibliográficas a la mano, y no comportar un empeño de reconstrucción filológica, sobre todo allí donde la actitud beligerante se muestra velada o parcialmente sugerida, no pregonada en el título de “Respuesta a…”.

La labor de prospección de las polémicas, si bien reside mucho más en su siglo que las interpretaciones que sirven, por ejemplo, a una finalidad anagógica, debe estar igual de alerta a sobreentendidos o solapadas apelaciones. Tanto por esta vía más intensa como por la oportunidad de incorporar otros textos más explícitos, parece tener garantizado este archivo que ahora presentamos un futuro de expansión.

Pablo Argüelles Acosta


Notas:

[1] Cfr. Carlos Aníbal Alonso y Pablo Argüelles Acosta: “Catálogo polémico”, Virgilio Piñera al borde de la ficción. Compilación de textos, Editorial UH / Editorial Letras Cubanas, La Habana, 2015, pp. 801-804.

[2] Ibídem, p. 801.

[3] Cfr. José de la Luz y Caballero: La polémica filosófica, 5 t., Editorial de la Universidad de La Habana, 1946-1948.

[4] Cfr. Carlos Espinosa Domínguez: La civil discrepancia, Linkgua Ediciones, Barcelona, 2020.

1. Polémica en torno a la revista Poeta (1942-1944)

2. Polémica en torno a la representación de Electra Garrigó (1948-1949)

3. Polémica con Cintio Vitier sobre Emilio Ballagas (1955)

  • Cintio Vitier: “La poesía de Emilio Ballagas” (Emilio Ballagas: Obra poética de Emilio Ballagas, Impresores Úcar García S. A., La Habana, 1955, pp. V-XLI.)
  • Virgilio Piñera: “Ballagas en persona” (Ciclón, año 1, n. 5, La Habana, septiembre, 1955, pp. 41-50.)

4. Polémica sobre el grupo Orígenes (1959)

5. Polémica sobre la posición del escritor en Cuba (1959)

6. Polémica sobre la Nueva Revista Cubana (1959-1960)

7. Polémica con Raimundo Fernández Bonilla sobre los escritores en Cuba (1959)

8. Polémica con Medardo Vitier (1959)

  • Medardo Vitier: “Excesos” (Diario de la Marina, La Habana, 28 de julio, 1959, p. 4-A.)
  • El Escriba [Virgilio Piñera]: “Hablemos de excesos” (Revolución, La Habana, 31 de julio, 1959, p. 7.)

9. Polémica con Luis Amado Blanco en torno a la cancelación del montaje de Jesús (1959)

10. Polémica con Heberto Padilla sobre el grupo Orígenes (1959)

  • El Escriba [Virgilio Piñera]: “Veinte años atrás” (Revolución, La Habana, 9 de octubre, 1959, p. 2.)
  • El Escriba [Virgilio Piñera]: “Más miscelánea” [Fragmento] (Revolución, La Habana, 16 de octubre, 1959, p. 2.)
  • Heberto Padilla: “La poesía en su lugar” (Lunes de Revolución, n. 38, La Habana, 7 de diciembre, 1959, pp. 5-7.)
  • Virgilio Piñera: “Cada cosa en su lugar” (Lunes de Revolución, n. 39, La Habana, 14 de diciembre, 1959, pp. 11-12.)

11. Polémica con Odilio González sobre colaboraciones en Lunes de Revolución (1959)

12. Polémica con el Diario de la Marina (1959)

13. Polémica con Nicolás Guillén sobre Premio Casa de las Américas de poesía (1960)

14. Polémica a propósito de ataques a Lunes de Revolución desde el Diario de la Marina (1960)

15. Polémica con Raúl Roa sobre Rubén Martínez Villena (1961)

16. Polémica sobre las generaciones (1962)

17. Polémica con Leopoldo Ávila sobre Dos viejos pánicos (1968)

  • Virgilio Piñera: “Piñera teatral” (Teatro completo, pról. Virgilio Piñera, Ediciones R, La Habana, 1960, pp. 7-30.)
  • Leopoldo Ávila: “Dos viejos pánicos” (Verde Olivo, n. 47, La Habana, 28 de octubre, 1968, p. 19.)

* Expediente coordinado por Pablo Argüelles Acosta, con la colaboración de Roberto Rodríguez Reyes y Carlos Aníbal Alonso.

Colabora con nuestro trabajo
Somos una asociación civil de carácter no lucrativo, que tiene por objeto principal la promoción y fomento educativo, cultural y artístico. En Rialta nos esforzamos por trabajar con el mayor rigor profesional en la gestión, procesamiento, edición y publicación de los contenidos y la información. Todos nuestros contenidos web son de acceso libre y gratuito. Cualquier contribución es muy valiosa para nuestro futuro.
¿Quieres (y puedes) apoyarnos? Da clic aquí.
¿Tienes otras ideas para ayudarnos? Escríbenos al correo rialta@rialta.org.
Comentarios
guest
1 Comentario
Inline Feedbacks
View all comments