Denuncian impunidad en Cuba del trovador Fernando Bécquer tras publicarse decenas de testimonios sobre delitos sexuales y violencia machista

0
IMAGEN Facebook / YoSíTeCreo en Cuba
IMAGEN Facebook / YoSíTeCreo en Cuba

La plataforma feminista YoSíTeCreo en Cuba denunció este viernes “la impunidad” de que goza el trovador Fernando Bécquer, acusado en los últimos meses de cometer “delitos sexuales” por decenas de mujeres que han hecho públicos sus testimonios, primero, en la revista independiente El Estornudo y, luego, también en las redes sociales.

“¡Basta, Fernando Bécquer! ¡Estamos hartas de que nos sigas violentando!”, es la frase que encabeza el comunicado suscrito en principio por siete de las mujeres que se identifican como víctimas del cantautor, quien tras conocerse la larga serie de testimonios –que abarcarían al menos dos décadas– ha aparecido incluso en la televisión nacional, mientras, por otro lado, no ha sido de ninguna manera requerido por la justicia cubana (ni se ha informado sobre investigación en curso alguna), aun cuando se han oficializado las denuncias en algunos casos.

“Hoy denunciamos que las sobrevivientes somos revictimizadas por ti, quien nos abusó. Mientras, sigues ostentando la impunidad y el poder de ser hombre, religioso [puesto que a menudo estas mujeres acudían a su domicilio para diversos rituales afrocubanos] y con el amparo y la legitimación que te da un escenario”, se lee en el texto compartido a través de las redes sociales, el cual, si bien no apela explícitamente al gobierno cubano, constituye un evidente reclamo de justicia a las autoridades.

“Nosotras, las sobrevivientes, nos hemos juntado. Nos unió y hermanó el dolor. Nos fuimos encontrando y reconociendo en los primeros valientes testimonios y en los que vinieron después. A nosotras nos han acompañado otras, hombro a hombro”, declaran asimismo las firmantes. “Los testimonios y los lazos entre ellos muestran que eres culpable. Tus amigos y tu entorno lo saben. Tú también sabes que cometiste delitos sexuales, muchos más que los que se han hecho públicos. Puede que no te acuerdes de todas, pero nosotras jamás te vamos a olvidar, porque nos dañaste”.

Los primeros cinco testimonios contra Bécquer se dieron a conocer en El Estornudo el 8 de diciembre último (aquí, en inglés). Las reacciones en otros medios independientes cubanos y en las redes sociales no se hicieron esperar: hubo profusas expresiones de solidaridad, interpelaciones al propio trovador, a su círculo de amigos más cercanos y a las autoridades cubanas, así como nuevas imputaciones de abuso y violencia sexuales contra el presunto autor en serie de estos hechos.

«Yo no creo nada, yo creo en la Revolución», fueron por entonces las declaraciones de Bécquer, a la salida de una peña trovadoresca en La Habana.

El 21 de marzo pasado, la misma revista difundió otro reportaje, titulado “Más víctimas denuncian acoso, abuso y ultraje sexual cometidos por el trovador Fernando Bécquer”, con 16 nuevas denuncias, luego de que “unas 30 mujeres contactaron a los autores de la [primera] investigación”.

Esta misma semana, la página en Facebook identificada como “Elbecquer de Cuba” posteó el siguiente mensaje: “A todas las señoritas responsables del #yositecreoencuba y del #metoo, les pido con urgencia, que se busquen un marido o una mujer que les apetezca y respeten la memoria del maestro JOSE LUIS CORTEZ [sic] (el tosco) y de paso dejen tranquilo a Fernando Becquer”.

De este modo, Bécquer aparentemente reaccionaba a la ola de críticas –incluidos llamados a la cancelación– dirigidas al virtuoso músico popular José Luis Cortés, El Tosco, fallecido este 18 de abril, debido a un notable historial de denuncias en su contra por diversos episodios de violencia contra mujeres.

Sin ir más lejos, hace tres años, la cantante Dianelys Alfonso, expareja de El Tosco y excantante de su agrupación, NG la Banda, lo acusó públicamente de “abusos” sistemáticos contra ella. La intérprete, conocida como La Diosa, llegó a asegurar en una entrevista que el aclamado flautista y compositor la golpeaba y la obligaba a sostener relaciones sexuales.

Aquel affaire no sirvió tampoco para que se encausara o, al menos, se investigara al hombre, pero sí para que surgiera en la esfera digital la iniciativa YoSíTeCreo, y para impulsar desde entonces lo que se ha llamado “el #MeToo cubano”, cuyo capítulo más reciente e impactante es, justamente, el que atañe a Fernando Bécquer.

El trovador Fernando Bécquer
El trovador Fernando Bécquer

“Cuando atacas a una hermana abusada, nos estás atacando a todas nuevamente. Cuando vomitas una frase machista, sigues aumentando el dolor que nos causaste y que hasta hoy tenemos que soportar. No aguantamos más, Fernando. Estamos hartas de tu impunidad. Estamos hartas de que vayas por la calle como si nada hubiese sucedido, salgas por la televisión, burles nuestra indignación”, subrayan las autoras del comunicado de este viernes. “Ya denunciamos. Logramos que se cayera tu fachada. Lo negaste y lo sigues negando. Te escondiste, cambiaste el nombre y privacidad de tus redes sociales. Pero no hay retorno. No vamos a parar hasta que la sociedad entera, el mundo de la trova, de la religión y cada país que visitaste se entere de lo que has hecho: violaste, abusaste, cometiste delitos sexuales usando tu poder de hombre y de religioso”.

“Lo que hiciste, Fernando, se llama violencia machista. No te importó que fuéramos la hermana de, la enferma de cáncer, la adolescente, la mujer angustiada, la amiga… Lo hiciste y lo continúas haciendo cada vez que niegas nuestra rabia, nuestro testimonio, nuestra lucha”, prosiguen estas siete mujeres a través de YoSíTeCreo en Cuba. “Las que firmamos abajo ya no te tenemos miedo, ya no nos quedamos calladas. Dimos la cara, el nombre y algunas, las que pudimos y/o quisimos, te denunciamos ante un fiscal. A otras no les fue posible, aunque quisieron, porque los órdenes de la justicia y las instituciones continúan exhibiendo barreras difíciles de sortear”.

Convencidas de que aún hay “más mujeres agredidas” por Bécquer, las firmantes expresan también su solidaridad por adelantado: “Todas las que podamos encontrar contarán con nuestro apoyo. Por todas ellas vamos a seguir buscando justicia, justicia social, justicia penal, psicológica”.

Finalmente, emplazan en cierto modo a la oficialidad isleña: “Si las instituciones que deberían condenar tus acciones públicamente no lo hacen, buscaremos en la condena social, sin renunciar a que se haga legalmente justicia, nuestra reparación”.

“Nos tocan a una, nos tocan a todas”, advierten Paula A. Ramírez (abusada por Fernando Bécquer; Colombia, año 2006), Denisse Santisteban. (abusada; en su casa, La Habana, Cuba, 2012), la cantautora Lilliana H. Balance (abusada; en su casa, La Habana, Cuba, 2006), la escritora Elaine Vilar Madruga (abusada; La Habana, Cuba, 2006), la poeta y productora Claudia Expósito (abusada; La Habana, Cuba, 2002), Andrea Hernández (abusada; La Habana, Cuba, 2021) y Annaly Cruz Sotolongo (abusada; en su casa, La Habana, Cuba, 2012).

También suscriben la declaración, en calidad de acompañantes: Ailynn Torres Santana, académica y militante feminista; Marta María Ramírez, periodista autónoma y feminista cubana), María Santucho, coordinadora del Centro Cultural Pablo de la Torriente Brau; Yo Sí Te Creo en Cuba, autodefinida como “plataforma cubana de apoyo y acompañamiento a personas en situación de violencia machista”; Franci Sánchez Zambrano, feminista y activista (Venezuela); Sandra Álvarez Ramírez, psicóloga y feminista; Kianay Anandra Pérez, periodista; Verónica Gago, investigadora y militante del colectivo Ni Una Menos. (Argentina), así como Eva Tropa (Chile, Argentina, Bolivia, Perú, Ecuador, Colombia, Venezuela, Guatemala, Nicaragua, El Salvador, México, USA, España, Francia, Japón, Cuba, Chile, Uruguay, Panamá, Honduras y República Dominicana).

Colabora con nuestro trabajo
Somos una asociación civil de carácter no lucrativo, que tiene por objeto principal la promoción y fomento educativo, cultural y artístico. En Rialta nos esforzamos por trabajar con el mayor rigor profesional en la gestión, procesamiento, edición y publicación de los contenidos y la información. Todos nuestros contenidos web son de acceso libre y gratuito. Cualquier contribución es muy valiosa para nuestro futuro.
¿Quieres (y puedes) apoyarnos? Da clic aquí.
¿Tienes otras ideas para ayudarnos? Escríbenos al correo [email protected].

Deja un comentario

Escriba su comentario...
Por favor, introduzca su nombre aquí