Un primer informe científico sostiene la autoría de Caravaggio en el caso de un ‘Ecce Homo’ aparecido en Madrid

0
Detalle de ‘Ecce Homo’; atribuido a Caravaggio
Detalle de ‘Ecce Homo’; atribuido a Caravaggio

El primer informe científico sobre un Ecce Homo aparecido en marzo último en una subasta de Madrid indica que, en efecto, pertenecería al pintor italiano Michelangelo Merisi Caravaggio (1571-1610), maestro del claroscuro y una de las figuras cimeras del barroco europeo.

Tal dictamen, a cargo de Maria Cristina Terzaghi, una de las mayores expertas a nivel mundial en la obra del artista milanés, consta de 35 cuartillas a lo largo de las cuales se repasan aspectos técnicos y de estilo, así como la ruta del cuadro desde Italia hasta España y a través de los últimos cuatro siglos.

Aun cuando falta verificar algunos datos, Terzaghi sostiene una y otra vez en su reporte –basado en un análisis estilístico, y en la comparación de sus dimensiones con las consignadas en el inventario (1631) de Juan de Lezcano, secretario de la corte de Nápoles– que la pieza es un legítimo caravaggio, aunque por otra parte es cierto que una espesa capa de barniz “dificulta leer todos los matices pictóricos”. La representación de Jesucristo pertenecería, según la especialista, a la etapa napolitana del autor, antes de su partida hacia Malta en 1608.

“Sólo la restauración permitirá conocer el cuadro, sin embargo, incluso suavizado por las pinturas, la pincelada no parece tan rápida como la del Caravaggio post siciliano, pero bastante parecida al lirismo de la primera mitad napolitana”, afirma Terzaghi, de acuerdo con El País.

El propio diario español destacó que la obra estuvo a punto de ser vendida por poco más de mil euros hace poco más de cuatro meses, y que ahora permanece bajo custodia de sus dueños, la familia Pérez Castro, en unas instalaciones cercanas al aeropuerto de Madrid, a donde han acudido desde hace semanas expertos provenientes de diversos países.

La versión postulada por Terzaghi establece que el cuadro arribó a España desde Italia a mediados del siglo XVII (entre 1657 y 1659), comprado por el conde Castrillo, virrey de Nápoles, y que luego terminó en posesión de los herederos de Evaristo Pérez de Castro, un liberal firmante de la Constitución de 1812.

Entre los principales aspectos por resolver están el lugar donde Caravaggio habría pintado la tela; el sitio donde fue comprada (acaso “en un mercado napolitano”) antes de su traslado a España, así como buena parte de los avatares ibéricos de la pieza, en especial durante la invasión napoléonica.

La línea de continuidad histórica trazada por la italiana remite a las colecciones reales de Carlos II (1661-1700), Carlos III (1716-1788) y Carlos IV (1788-1808), quien podría haberle cedido el cuadro a Manuel de Godoy, quien fuera secretario de Estado. Justo ahí faltan registros fidedignos acerca de cómo llegó el Ecce Homo al inventario (1821) de la Academia de Bellas Artes de San Fernando, que lo intercambió en 1823 por un alonso cano perteneciente a Pérez de Castro.

Según el expediente de 36 páginas que recoge dicha permutación, reseñado también por El País, “la academia escogió el caravaggio –citado en cuarto lugar de preferencias por el político– porque ignoraba cuál era su procedencia y, por tanto, les evitaría reclamaciones en el futuro de los anteriores propietarios”.

De confirmarse la autoría de Caravaggio, este sería uno de los descubrimientos más trascendentales para la Historia del Arte en lo que va del siglo XXI.

Caravaggio es considerado un maestro absoluto gracias a su pericia en la representación de la figura humana (con frecuencia a partir de modelos “corrientes”) y en el empleo dramático de la luz. Su arte dominó el escenario italiano a fines del siglo XVI e inicios del XVII, y de hecho marcó decisivamente lo que hoy entendemos como el Barroco.

Entre sus creaciones destacan obras maestras como Los discípulos de Emaús, El amor victorioso, Cabeza de Medusa, Baco enfermo, La Anunciación, Judit decapitando a Holofernes o Narciso (exhibido en 2011 en el Museo de Bellas Artes de La Habana).

Colabora con nuestro trabajo
Somos una asociación civil de carácter no lucrativo, que tiene por objeto principal la promoción y fomento educativo, cultural y artístico. En Rialta nos esforzamos por trabajar con el mayor rigor profesional en la gestión, procesamiento, edición y publicación de los contenidos y la información. Todos nuestros contenidos web son de acceso libre y gratuito. Cualquier contribución es muy valiosa para nuestro futuro.
¿Quieres (y puedes) apoyarnos? Da clic aquí.
¿Tienes otras ideas para ayudarnos? Escríbenos al correo [email protected].

Deja un comentario

Escriba su comentario...
Por favor, introduzca su nombre aquí