Toledo Museum of Art muestra la obra de Marisol, una de las figuras más célebres de la escena artística neoyorkina de los sesenta

0
Marisol. Foto: Getty Images.

El Toledo Museum of Art, en Ohio (Estados Unidos), exhibe una retrospectiva de la artista venezolana Marisol Escobar. La curaduría quiere acercarle al público no sólo las piezas más célebres de “la reina del arte pop”, como se le ha llamado a veces, sino también sus trabajos menos conocidos. Hasta el 2 de junio próximo Marisol: A Retrospective muestra unas 244 obras relacionadas con diversos temas, como la política, las normas de género y las preocupaciones ecológicas y sociales de la artista, una figura que hoy sigue resultando tan enigmática como fascinante.

Las esculturas y autorretratos más celebrados se podrán ver junto a obras menos vistas, más otros materiales originales, bocetos, estudios y fotografías personales. La curaduría busca ofrecer a los visitantes “una mirada profunda sobre la vida y los métodos de trabajo de la artista” y también sobre el clima social que influyó en su obra.

Marisol gozó de gran fama en los sesenta en Estados Unidos. Fue amiga y colaboradora de Andy Warhol. Cuando se conocieron ella era ampliamente celebrada por los críticos y revistas de arte de la época y él apenas aspiraba a ello. El total desinterés de la artista venezolana por la fama y la atención mediática quizás fue una de las razones de su posterior y parcial olvido. También el hecho de que apenas hablaba sobre su trabajo o ideas. Los entrevistadores no podían abrirse paso ante su escueta expresión. En 1968 expuso en la Bienal de Venecia y en la Documenta de Kassel (Alemania Occidental). “Miles de personas hacían cola para ver sus obras, a menudo de tamaño natural”, explica el Toledo Museum of Art.

Uno de los dibujos expuestos en la retrospectiva.
Uno de los dibujos expuestos en la retrospectiva.

“Fue una escultora increíblemente significativa que ha sido inadecuadamente excluida de la historia”, afirma Marina Pacini, conservadora jefe del Museo de Arte Brooks de Memphis, para The New York Times. “En la década de 1960, tuvo más prensa y más visibilidad que Andy Warhol”.

“Aunque las esculturas de ensamblaje de Marisol se asociaron a menudo con el movimiento del arte Pop durante sus primeros años, obras como Baby Girl son distintas de las observaciones sobre los medios de comunicación y la cultura de masas planteadas por amigos y compañeros como Andy Warhol”, dice el comunicado de prensa del museo.

Marisol, ‘The Party’; 1965-1966.
Marisol, ‘The Party’; 1965-1966.

La artista sin dudas traspasó las fronteras del Arte Pop. Sus primeras exposiciones en Nueva York tuvieron lugar a finales de la década de 1950. Por esa fecha agrandó el lenguaje del Arte Pop con los rasgos del arte precolombino, por ejemplo. Desde temprano, la artista se caracterizó por trabajar con la madera y empezó a construir figuras de este material talladas y adornadas con dibujos, telas y objetos encontrados.

Sobre todo al inicio de su trayectoria, la artista recurrió a imágenes de celebridades que la acercaron al Arte Pop. Creó esculturas de John Wayne, Bob Hope y la familia Kennedy, esta última representada como si fueran figuras tótems de una tribu.

Una de las obras más conocidas de la artista, The Party, se exhibe en la muestra del Toledo Museum of Art. En esta, las trece estatuillas de madera pintada que la componen se asemejan a la autora, incluso algunas vienen con el rostro impreso de ella adherido.

Marisol, ‘Mi mamá y yo’, 1968.
Marisol, ‘Mi mamá y yo’, 1968.

Marisol, que adoptó este nombre cuando empezó a exponer en Nueva York, murió a los 85 años en 2016. María Sol Escobar había nacido el 22 de mayo de 1930 en París, como parte de una acomodada familia venezolana. Su madre se suicidó cuando ella tenía 11 años. Creció entre París y Caracas. Su familia se trasladó a Los Ángeles en 1946, allí estudió arte. Luego viajó a París para formarse en la École des Beaux-Arts, pero no terminó sus estudios. También tomó cursos en la Art Students League de Nueva York.

Con el tiempo, su obra se fue volviendo más introspectiva, aunque su imaginería siempre fue lo suficientemente personal y onírica como para no encajar en moldes. En Marisol: A Retrospective el público tiene acceso a una mirada bastante completa de la producción singular de esta creadora.

Esta retrospectiva se vio por primera vez el otoño pasado en el Museo de Bellas Artes de Montreal. La muestra viajará próximamente al Museo de Arte AKG de Búfalo y al Museo de Arte de Dallas.

Colabora con nuestro trabajo
Somos una asociación civil de carácter no lucrativo, que tiene por objeto principal la promoción y fomento educativo, cultural y artístico. En Rialta nos esforzamos por trabajar con el mayor rigor profesional en la gestión, procesamiento, edición y publicación de los contenidos y la información. Todos nuestros contenidos web son de acceso libre y gratuito. Cualquier contribución es muy valiosa para nuestro futuro.
¿Quieres (y puedes) apoyarnos? Da clic aquí.
¿Tienes otras ideas para ayudarnos? Escríbenos al correo [email protected].

Deja un comentario

Escriba su comentario...
Por favor, introduzca su nombre aquí