_Narrativa

Afuerismos

Ahora que el académico W se fracturó los pies, ¿cómo va a escribir?

La Patria

La Patria en pedazos, anunció el titular de un periódico local a la mañana siguiente.

Panóptico de Rube Goldberg

¿Qué fue lo que llenó los últimos días de Orestes, por ejemplo? ¿Qué fue lo que llenó los últimos días de Agamenón? Unos días que no fueron por supuesto los días de su vuelta a Argos, esos los habrá sentido como los días de su vida en ciernes.

Taxidermista

El cuerpo en la mesa de aluminio, totalmente frío, mirarlo era solamente el sentido necesario antes de sentir ese sabor particular de su pene.

Tres cuentos muy breves

Él mismo se cortó el pellejo de la base del rabo, se dio dos puntos y se echó unas gotas de alcohol de bodega que le había regalado Tunas.

L’italiano brillante

Hoy no tiene logros de ningún tipo, pero todos recuerdan ese gol. ¿Qué tal si tu misión en el mundo es fallar irremediablemente y ni de eso eres capaz?

Swingin’ Santa Amalia

Se la regaló por ser, además de padrino de Turi, el mejor entre los mejores bailadores de Santa Amalia y uno de los tipos que más sabía de jazz en La Habana.

Escribir como un hombre: ¿qué ocurrirá después?

Desde la primera vez que Rogelio Orizondo vino a Miami, mi persona ha estado ahí, tratando de entrar a su canal, pero sobre todo tratando de que Rogelio entre a mi canal.

Una colonia llamada Magia de Mayo

Con esa ingratitud de querer siempre lo que nunca tuve, lo que nunca olí ni viví, pero que me permitiera, a la vez, guardar los sentimientos que tuve al imaginármelo.

Pásele, güerita, sin compromisos

Ser homeless no es solo vivir en la calle, se puede ser homeless teniendo un techo cálido. En CDMX no vivo, es una ciudad prestada; en México vivo, es un país prestado.

Te puede interesar

Maestría Anfibia